Ulises Criollo

José Vasconcelos uno de los mejores representantes del pensamiento mexicano narra en su autobiografía Ulises Criollo múltiples pasajes de su vida que nos muestran como se desarrollo su controvertida personalidad y manera de pensar. Jose Vasconcelos, Jose Urquidi, Rafael Zubiran Peredo,

En su obra La raza cósmica plantea las taíces panhispánicas de los pueblos latinoaméricanos que heredamos de España el idioma y múltiples expresiones culturales, esto junto con la riqueza que generó en mestizaje posterior a la conquista dió origen a esa diversidad multiétnica y y cultural que tenemos y ´plantea que lo que nos podría unir es la recuperación de esas raíces, contrario al indigenismo o hispanismo promovidos por los grupos de poder, que generan un intrarracismo exacerbado, y nos hacen menospreciar a quienes tienen un color de piel diferente al nuestro, siendo nosotros varipintos. Obviamente los mitos que van a favor de lo prehispánico, o de lo criollo o español nos dividen y nos impiden integrar una identidad panhispánica. Un libro que me conmovío hasta el tuétano, cuando apenas tenía trece años,   fue su Breve Historia de México , en la que a golpe de martillo (dijera Nietzsche) pega en las grandes falacias de las historia oficial.

José Vasconcelos fue impulsor de la cultura en México tanto como encargado del despacho de la secretaría de educación pública y rector de la Universidad aurónoma de México. En su ambicioso proyecto de alfabetización, tuvo la audaz idea de enseñar a leer al pueblos mexicano nada más ni manda menos con los grandes clsicos del pensamiento humano.  Uno de los ejes de ese proyecto fueron los Libros Verdes,  así  concidos popularmente por sus cubiertas verdes, en la que publicó 17 libros con una selección, de él y de sus asesores algo arbitraria, estos libros fueron reimpresos por la SEP en los ochentas y para darles salida se los dieron a los “tragafuegos” para su venta en la vía pública, fue como me hice de algunos de ellos. Pero antes la influencia de los clásicos fue desde mi infancia una fuente que me nutrió, todavía quedaban  ecos del legado vasconcelista, ahora perdido por las llamadas “reformas educativas”.

Anuncios
Publica un comentario o deja una referencia: URL de la referencia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: